viernes, 19 de octubre de 2007

Animo Venezuela, Así No

A veces creo que ando como aquella persona del capitulo de Mafalda (el personaje de Quino) que sonríe mientras el resto anda mortificadísimo por la situación del país., (Mafalda dice que estas personas que sonríen en medio de una multitud angustiada es porque tienen un secreto que no quieren contar) No se trata de que yo no me sienta preocupada. Si lo estoy. La supresión de dos derechos fundamentales como lo son el de la información y el de debido proceso en caso de estados de excepción (o suspensión de garantías constitucionales) es uno de los aspectos de la reforma que me incomoda y también muchos otros. Lo que sucede es que considero importante mantener la Paz interior para poder continuar con la misión sinérgica y de conciliación.

Pero quizás lo que más me preocupa es que muchos de quienes siguen al Presidente en todas sus decisiones, no se hayan leído el proyecto de Reforma Constitucional. Pienso que somos Responsables cuando opinamos sobre lo que conocemos.

Me pareció muy triste el momento de tensión y odio que se vivió recientemente en el Teatro Teresa Carreño cuando los muchachos del movimiento estudiantil acompañados de artistas se pronunciaron en contra del reformado artículo 337 resultaron golpeados, abucheados y agredidos por parte de simpatizantes del proyecto de Reforma.

Hasta la colega de Globovisión fue agredida por los pro- reformistas furiosos, quienes la tildaron de golpista. (También me da tristeza cuando opositores agreden a los colegas del canal 8 en marchas u otras actividades)

Me produce indignación y mucha tristeza como ya dije, que un pueblo tan positivo, humano, generoso y entusiasta como el nuestro esté tan dividido. Me da verguenza tanto radicalismo, me apena que muchos defiendan algo que ni siquiera han leído. Me produce molestia que se esté tomando tan a la ligera lo que significa la guía ética y legal de una nación como lo es su Carta Magna. Para hacer cambios en una Carta Magna considero que debe existir el máximo de consenso porque se trata de uno de los documentos más importantes de una Nación.

Pero hay un apuro que no entiendo, un apuro por concluir con los cinco motores de la Revolución Socialista. Bueno y a juzgar por la rapidez que el Presidente refiere en esta cita: "Las grandes líneas transformadoras del proyecto Nacional Simón Bolívar en lo político, social, económico, militar, territorial, internacional y ético: Cinco grandes motores para transitar como locomotoras victoriosas"· El Presidente menciona a las locomotoras, es su forma de decir que se haga rápido todo este proceso. Vamos así de rápido que ya se han cumplido con 2 de los mencionados motores: La ley Habilitante, la explosión del Poder Comunal, y la Reforma sería otro paso. Sólo faltarían la nueva geometría del poder y la educación con valores socialistas (este último uno de los puntos más álgidos, aunque a veces no se sabe cual es más álgido que otro)

Han sucedido cosas preocupantes. Nos están cambiando parte de nuestra esencia. Hasta el Rojo ha pasado a ser hasta más importante que los tres colores patrios. La toma del Poliedro y del Teresa Carreño para espectáculos y encuentros proselitistas también me ponen melancólica y nostálgica.

Lo sucedido con el Concierto de Alejandro Sanz es una señal de intolerancia. O es que a Shakira Mebarak Ripoll le prohibieron en EEUU dar su gira de la Mangosta a pesar de que se pronunció enérgicamente contra la invasión en Iraq? Los artistas son librepensadores, son producto de lo que piensan y creen. Existen formas de expresar el descontento y vaya que a Alejandro Sanz los seguidores del Presidente les manifestaron sus molestias a través de cartas y todas las formas democráticas posibles. Pero prohibirle un concierto? Conchale eso es extremismo como lo es la supresión de los derechos que mencioné del artículo 337 de nuestra constitución.

Entiendo al enumerar algunos aspectos que son tema país ultimamente, por qué muchos venezolanos están angustiados. Pero mi mensaje es que angustiarse mucho no nos conduce a nada. Debemos mantener la Paz interior para poder pensar, decir y actuar correctamente. Nacemos para ser felices, para desarrollar nuestro don y cumplir con nuestra misión. Y en Venezuela país del entusiasmo por excelencia no podemos darnos el lujo de alejarnos de nuestra esencia. No lo permitamos por favor.

4 comentarios:

Aliria dijo...

De acuerdo con todo, menos con lo de Alejandro Sanz... No debe venir aquí a hablar de nuestros gobernantes, me parece irrespetuoso que quiera usar la atracción que genera para criticar a alguien o a quienes en su vida habían hablado mal de él. Eso es bueno para quienes adversan al Presidente, pero no toma en cuenta la gran cantidad de fanáticos que tiene que son afectos al Gobierno. Yo no tengo problemas, porque a mí no me gusta Alejandro Sanz. Los gobernantes son buenos para hablar mal de ellos, y si reaccionan, hablan peor.
Hablaría igual tratándose se cualquier presidente o gobierno. Sólo me molesta la gente que anda haciendo cosas pensando que no tendrán consecuencias. Y si... pienso que Chàvez entra en esa clasificación.

José Bernardo dijo...

Sobre estas reflexiones de Anaiz, compartimos lo siguiente:

En primer lugar, coincidimos plenamente en su criterio, de mantener la serenidad y no dejarse llevar por provocaciones o situaciones de alta tensión, para reaccionar negativamente. ¡La misma salud está en juego!

La forma en que se está tramitando el tema de la reforma, es abiertamente contraria a los establecido en la Constitución. Lo que se pretende debería canalizarse a través de una Constituyente, de manera inclusiva, donde realmente se tome en cuenta la voluntad popular.

Tal como se pronunciaron muy representativas organizaciones de derechos humanos, éstos no pueden someterse a un referendo, que se traduzca en una desmejora. Más aún, cuando la Constitución del 99 estableció la progresividad de los derechos humanos.

Lo de Alejandro Sanz, demuestra que ahora se establecerán filtros ideológicos para permitir el uso de instalaciones públicas. Esto es inaceptable. Entiendo que los artistas deben ser comedidos, respetuosos, pero el problema grave de fondo, es la censura ideológica para utilizar los espacios públicos.

Felicitaciones nuevamente Anaiz.

Un abrazo. JB

Aliria dijo...

Ahora irrespetar la figura de un Presidente en su mismo país y tener que aceptárselo a quien sea sólo porque es famoso se llama "filtro ideológico", no me parece!!!

Anaiz Quevedo dijo...

Hay formas de sanción cuando hay conductas impropias y entiendo tu molestia ali con Alejandro Sanz, pero no todos pueden ser como Danny Glover, Sean Penn o Kevin Spacey, cada artista tiene su inclinación y Alejandro dijo lo que pensaba que afortunada o lamentablemente para ti y muchos, también es lo que mucha gente piensa y eso también hay bque respertarlo. MI punto ali no es si Alejandro me gusta o no o si el presidente es 100% extraordinario o no. Mi punto de preocupación como ser humano es el extremismo Porque prohibir un espectáculo público es extremismo. Y si considero que es un filtro. El Poliedro pasó a ser usado sólo para ciertos actos ali y me da nostalgia. Espero que me comprendas como yo en verdad te entiendo a ti. Te sigo queriendo demasiado.
Abrazos